Los beneficios del agua

El oxigeno y el agua son elementos imprescindibles para el desarrollo y mantenimiento de la vida. El organismo funciona adecuadamente gracias al agua que contiene, ya que ese nutriente interviene en la mayoría de los procesos metabólicos. También la salud y la belleza dependen de ella.
El agua tiene muchas propiedades y muchas de ellas están implicadas en las reacciones químicas del metabolismo, es el medio ideal para transportar todos los nutrientes a todas las partes del cuerpo y también para depurar y eliminar toxinas de nuestro organismo.
Para que una piel luzca brillante resistente a las arrugas y bonita es imprescindible hidratarnos bien.
El agua no tiene calorías, ni engorda ni adelgaza, aunque se tome antes, durante o después de las comidas.

¿Por qué?, ¿Cuánta? y ¿Cómo beberla?:

*Porque el organismo pierde agua en todas sus funciones por lo que hay que reponerla en cantidades suficientes, las recomendaciones en cuánto a su cantidad oscilan entre el litro y medio al día según la ingesta total de calorías. Habrá que beber dos litros al día teniendo en cuenta que se precisa un centímetro cúbico, aproximadamente, por cada caloría que se consume.
*No se debe tomar más agua de la recomendada, pues en cantidades excesivas, puede provocar dilución en la sangre y otros trastornos graves debidos a la alteración del potasio o el sodio.
*El ejercicio aumenta la quema de calorías, por lo que, consecuentemente, es necesario elevar el consumo de agua, evitando así el desequilibrio del organismo. Las elevadas temperaturas, la fiebre, el embarazo y amamantar son situaciones en las que hay que incrementar más el consumo.
*Saliva mas espesa de lo normal, orina de color amarillo fuerte y estreñimiento son algunas señales de alarma que el organismo utiliza para decir que tiene sed. Aplácala antes de que aparezcan.